HACIENDAS BIO NO PAGA. Parte II.

Hace unos días decía por aquí que a 13 de agosto Haciendas BIO llevaba mes y medio sin pagar a sus trabajadores y trabajadoras.
Hubo alguna que otra que ni lo aceptó ni se solidarizó con las personas que estaban en esa situación difícil. Hubo quien dijo que Haciendas BIO siempre le pagaba puntualmente. Hubo quien dijo que era falso y que borrara la publicación. Hubo quien dijo que eso era cosa de la subcontrata a lo que me gustaría añadir que el propio Tribunal Supremo dice que en temas salariales la empresa principal es responsable de toda la cadena de contratas y subcontratas.
Al día siguiente la empresa pagó, no sé si habrá influido en algo pero me alegro hayan cobrado.
Para que todo quede claro en la imagen que acompaña este texto tienen pruebas de que Haciendas BIO ni paga a primeros de mes (14 agosto) ni paga un día fijo ya que en julio fue el día 18, eso sí, a los trabajadores y trabajadoras las facturas de la luz, del agua, de teléfono, la hipoteca etc les llegan con puntualidad suiza y hay que pagarlas.
Dicho esto tengo que añadir que lo que hubo fue un aluvión de mensajes (la publicación se ha compartido 1.164 veces) no sólo quejándose de los retrasos en los pagos, sino de cosas igual o más graves: registros ilegales de los coches particulares tratándoles como delincuentes, voces, insultos, horas extras sin pagar como se debe, etc y no lo digo yo, copio aquí los comentarios. Pueden comprobarlo aquí: https://www.facebook.com/permalink.php?story_fbid=692404617771768&id=100010067088234
-“mi hermana estuvo trabajando allí y le registraban al finalizar los vehículos”
– “Doy fe, he estado un mes y es el sitio más horrible que he pisado en mi vida”
– “hemos currao y a temperaturas bien altas que muchas compañeras se pusieron malas y ni las mandaron a casa les dijeron que se quedaran en la nave hasta la hora de terminar la jornada esto es vergonzoso”
– “Los encargados te tratan como si fueras una mierda y encima tienes k dar gracias k te pagan cinco euros la hora y estas trabajando… Todos los días, nos abrían el maletero como si fuéramos ladrones para ver si robábamos fruta….”
– “todos los días tener que demostrar k no soy ninguna ladrona”
– “Cuanto me alegra ver esto Dioosss!!!! A servido de algo perder el jornal de hoy.. […] Cobramos 5,40 la hora, nos quitan la peonada si terminamos media hora antes, los cuartos de hora que damos de mas no los pagan, nos dan de baja a final de mes y pfff mil historias par@ no dormir y encima amenazados cada dos por tres”
– “Me trataron super mal nadie te explicaba nada, todo eran voces y cuando decian algo era niñaaaa mover las manos que si no ya sabeis donde está la pueeertaaaa!! […] Llevo mas 10 años trabajando en fábrica y te puedo decir que es el peor sitio en el que e trabajado!!!!!! El peor!!! Mal educados!! Mal hablados!!!! Y negreros!! Echamos 14 horacas y me pagaron poco mas de 50 euros!! Eso donde se ha visto? Yo en NINGÚN sitio!!”
– “En los concejiles estuve yo y desde el día 1 eran voces, amenazas con echarnos… Decian que ibamos allí a tocarnos los cojones y conseguir el jornal, encima con un mínimo de árboles que te exijian y si no lo conseguias te decian que te echaban!! En na que pude bien que los dieron por el culo!! No se puede estar en la carcel y con miedo!!

Así mismo, por privado tres personas diferentes me aseguran que:
– “tienen a los trabajadorxs como los recogedores de algodón de Alabama”
– “hoy se les ha olvidado llevarles agua y las han tenido 8 horas trabajando sin agua”
– “aquello parece un campo de concentración

Tengo que decir que no he copiado las palabras más fuertes y debe quedar claro que no es algo puntual ya que, entre otras muchas personas, me escribieron el 18 de agosto desde Almería porque habían visto la publicación y querían decirme que allí aún no había cobrado a 18 de agosto.

Creo que aquí hay material suficiente para que actúen las organizaciones competentes.

Estamos a finales de agosto y se acerca la fecha de pago.
Bienaventuradas aquellas que cobren puntualmente porque llenarán a tiempo el frigorífico.

¡¡Comparte!!
¡¡Que llegue hasta donde tenga que llegar!!

 

hacienda bio 2.jpg

Pueden verlo en Facebook:

 

 

Anuncios

HACIENDAS BIO NO PAGA. Parte I.

HACIENDAS BIO, que acapara portadas por su supuesta innovación en la producción utiliza con sus trabajadores y trabajadoras las medidas más retrógradas.
Esta empresa que facturó el año pasado 30 millones de euros y recibe cuantiosas ayudas públicas de la Junta de Extremadura lleva un mes y medio sin pagar a los trabajadores y trabajadoras de Guareña y alrededores que están trabajando a 40 grados.
Hoy se han puesto en huelga y han dejado allí las sandías para que las recojan, si quieren, estos empresarios que reciben numerosos premios por el territorio nacional.
Levantan sus fortunas sobre las costillas de estos trabajadores y trabajadoras amenazando a las mujeres, como han hecho hoy, con que si hacen huelga las echan a todas a la calle.

¡Que se entere el mundo!

¡Comparte esto para que no pasen un día más sin cobrar!
¡Trabajadores y trabajadoras, uníos y luchad por lo que es vuestro!

39090093_692396534439243_1876492364336332800_o

Lo pueden ver en Facebook:

 

Aquí pueden ver la segunda parte: HACIENDAS BIO NO PAGA. Parte II:

https://eugenioromeroborrallo.com/2018/08/26/haciendas-bio-no-paga-parte-ii/

Vara, el timo de la estampita.

“El flautista de Hamelín” sería un buen título para este texto sobre el comportamiento del presidente de la Junta de Extremadura en materia de empleo.

Son varios los anuncios que ha hecho en el último año prometiendo miles de puestos de trabajo a través de grandes proyectos en diferentes sectores. Intentaré en estas líneas aportar información para aterrizar esas promesas.

El pasado 21 de agosto de 2017 la Junta de Extremadura anunciaba a través de su web (1) la firma de un Protocolo para el Aprovechamiento Sostenible de los Espacios Forestales a través de tres plantas de pellets que producirían en cinco años el 80% del volumen nacional creando 1.500 puestos de trabajo. Esto cuando las 79 plantas españolas están produciendo a un tercio de su capacidad por la falta de demanda de pellets en nuestro país. En las plantas vizcaínas de Zalla y Güeñes prometieron una planta de pellets con 60 empleos directos y 300 indirectos y ahora sólo una decena trabaja allí. La planta de pellets de Bailén produce 20.000 toneladas con 12 empleos directos y entre 25 y 35 indirectos. En Extremadura las empresas de astillas en Gévora y Navalmoral están produciendo al 5-10% de su capacidad, en la planta de generación eléctrica de biomasa de Acciona en Miajadas no llegan a 30. ¿Van a cerrar todas las plantas del país para que las extremeñas tengan éxito y Vara pueda cumplir su promesa? Viendo el volumen de empleo en este sector, cuando Vara habla de 1.500 puestos de trabajo ¿habla de jornales? ¿de horas de trabajo? Porque visto lo visto lo cierto es que nos quieren hacer creer que 1.500 vecinos y vecinas de la zona van a tener un empleo estable. Totalmente falso. Sin demanda esta promesa es inviable y para ello se debe apostar, por ejemplo, por las calderas de pellets en edificios públicos y particulares lo que al mismo tiempo genera empleo en pequeñas empresas de montaje, instalación etc.

Otro ejemplo es el de las macroplantas de energía fotovoltaica que se están implantando en nuestra región ocupando grandes extensiones de terreno. Casi 8.000 MW en proyecto que equivalen a 16 parques como el que se plantea en Usagre, lo que supondría una extensión de 18.700 has (187 km2) de placas fotovoltaicas. Esto equivale a una superficie aún mayor que todo el Parque Nacional de Monfragüe con sus 18.400 has. Como escribía recientemente el ingeniero industrial J. Marcelo (2) generaría 4,5 empleos por cada 100 Ha, lo que genera una dehesa bien explotada y bastante por debajo de una finca de regadío o frutales.

En el caso del Parque eólico El Merengue de Plasencia se han prometido 250 puestos de trabajo pero la realidad es que tras la obra civil apenas sólo se necesitarán 3 o 4 personas especializadas en mantenimiento que aportará la empresa por lo que no incidirá en el empleo local. Estas grandes plantas de biomasa, fotovoltaicas o eólicas, están suponen un modelo que más símbolo del pasado y, además, no generan el empleo que sí generan otras alternativas.

La apuesta por estos grandes centros de generación de energía supone por un lado la utilización de grandes extensiones de tierra que no pueden ser aprovechadas para otros usos y por otro lado un aumento en los gastos de distribución y transporte que encarecen el precio final de la energía. El futuro sin embargo se encamina claramente hacia la generación distribuida. La Junta también está dejando pasar ese tren.

El ISTAS (Instituto Sindical de Trabajo, Ambiente y Salud) estima que la generación distribuida podría crear 135.779 puestos de trabajo en una década porque estima que hay 13.234 MW de capacidad que pueden cubrirse con instalaciones de pequeña potencia cercanas a los puntos de consumo. Se trata de favorecer, en la medida de lo posible, la soberanía individual mediante paneles solares fotovoltaicos y térmicos, calderas de biomasa, sistemas geotérmicos, turbinas minieólicas, etc., pero también la preferencia por plantas renovables de tamaño medio vinculadas al consumo local. El futuro pasa porque sean las propias familias las que generen en sus hogares la energía que necesitan lo cual redundaría en un ahorro de la factura de la luz y en la generación de puestos de trabajo para las pymes extremeñas de instalación, montaje, etc.

Otro ejemplo de megaproyectos anunciados a bombo y platillo por la Junta de Extremadura es el de la explotación de la mina de San José de Valdeflores en Cáceres. Sin entrar en el impacto económico, sanitario, laboral, patrimonial y ambiental que tendría sobre la ciudad de Cáceres y que ya traté en el artículo “Crónica de una mina anunciada” lo cierto es que se prometían 1.000 empleos. Según la web de Sistema de Información geológico y minero de Extremadura (3) en el año 2015 nuestra región tenía 136 explotaciones mineras activas (89 en Badajoz y 47 en Cáceres) con un número total de trabajadores de 1.322. Con una sóla explotación pretenden hacernos creer que van a generar el mismo empleo que el existente hasta la fecha en todo el sector. Todo esto sin contar con el empleo que destruirían en la zona en cuanto a artesanía, ganadería, transformación de productos agroganaderos, aprovechamiento forestal, ocio y deportes de aventura.

La megalomanía del flautista de Hamelín extremeño queda patente en las facilidades obscenas que ha regalado al que quiere ser el mayor casino de Europa haciendo una legislación a la medida de la multinacional al más puro estilo de los pliegos de contratación de Cofely/Púnica o a la que quiere ser la mayor planta de transformación de remolacha azucarera de Europa con rebajas fiscales de hasta el 97% así como en el precio del suelo y aceleración de trámites, todo ello para seis meses de trabajo al año mientras miles de autónomos y autónomas de esta región así como las PYMES que son las que realmente crean empleo jamás podrán soñar con estas ventajas mientras chocan una y otra vez con la muralla de la burocracia de la Junta de Extremadura.

El señor Vara sigue tocando la música que todos quieren escuchar pero los datos muestran que detrás de esas estampitas sólo hay papeles en blanco. Promesas en blanco. Promesas vacías. El gran timo de la estampita.

 

 

Referencias:
(1)  “La Junta de Extremadura firma un Protocolo para el Aprovechamiento Sostenible de los Espacios Forestales.”
http://extremambiente.juntaex.es/index.php?option=com_content&view=article&id=4788:la-junta-de-extremadura-firma-un-protocolo-para-el-aprovechamiento-sostenible-de-los-espacios-forestales&catid=38:noticias&Itemid=23
(2) “Rechazamos las minas y abrazamos las macro plantas fotovoltaicas.” J. Marcelo, Ingeniero industrial.
http://www.hoy.es/extremadura/rechazamos-minas-abrazamos-20180306223752-nt.html
(3) Sistema de Información Geológico y Minero de Extremadura (SIGEO).
http://sigeo.juntaex.es/port…/web/guest/estadistica-minera
 

 

*Artículo publicado en el diario Extremadura7días en versión reducida  el 11 abril 2018:

www.extremadura7dias.com/noticia/opinion-vara-el-timo-de-la-estampita

 

 

 

 

 

Regaremos con lágrimas.

Leía hace unos días en el estudio “Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento(1) una serie de afirmaciones sobre el regadío a nivel estatal que me interesaba aterrizar a Extremadura. En él se afirmaba que “el Informe de Sostenibilidad en España de 2012 -del Ministerio de Agricultura- señala un dato paradójico que cuestiona la sostenibilidad del modelo, y es que mientras el valor agregado bruto de la agricultura disminuye, algunas de sus presiones continúan aumentando, como es el caso del consumo de agua y el uso de fertilizantes. La encuesta del Instituto Nacional de Estadística sobre el uso del agua en el sector agrario de 2011 señala que el volumen de agua de riego utilizado en el sector agrario aumentó en 1,4% en 2011 respecto de 2010 pese a que el valor agregado de la agricultura descendió en 2,3 puntos porcentuales.”

Visto esto procedí a actualizar la información primero y a conocer la situación a nivel extremeño después en cuanto a gasto de agua para riego y valor agregado bruto de la agricultura, no sin antes hacer un breve recorrido por la historia de los regadíos en Extremadura.

En un resumen rápido de la evolución de los regadíos en nuestra tierra nos debemos remontar a la II República Española cuando la Ley de Riegos de 13 de abril de 1932 y el Plan Nacional de Obras Hidráulicas impulsan la construcción del embalse del Cíjara -el mayor del país-, también los de Lácara, Piedra Santa, Alange y Valuengo así como la finalización de Proserpina y Cornalvo. Este Plan suponía para el Guadiana el replanteamiento coherente que transformaría en regadío 108.000 hectáreas en su cuenca(2).

El golpe de estado franquista en 1936 y la posterior guerra civil provocaron la paralización y destrucción de las obras de la gran presa de Cíjara y esas grandes extensiones de la vegas del Guadiana que iban a ser regadas y repartidas democráticamente entre los campesinos extremeños se entregaron a un puñado de manos afines al régimen franquista(3).

En los años cincuenta el franquismo pone en marcha el Plan Badajoz para regular la cuenca del Guadiana. Este Plan suponía legitimar la concentración en pocas manos no sólo de la tierra, sino también de la comercialización y transformación de los productos agrarios, del abastecimiento de los medios de producción y los créditos para financiarlos(4).

De las 108.000 Has proyectadas en la cuenca del Guadiana en periodo republicano pasamos cincuenta años después a 175.625 (1972), 176.391 (1982) y 179.403 (1989) en toda Extremadura -según estudio(5) de Artemio Baigorri basado en los censos agrarios-. En ese mismo estudio se plasma que de las ocho regiones con mayor superficie de regadío (Castilla y León, Aragón, Cataluña, Comunidad Valenciana, Región de Murcia, Extremadura, Castilla La Mancha y Andalucía) la nuestra destaca por la alta proporción en cuanto a hectáreas de regadío por habitante (la segunda más alta tras Aragón) más relacionada con la baja densidad de población extremeña. Así mismo recoge un índice sobre importancia real del regadío relacionando la superficie de regadío respecto del total de tierras cultivadas, con la población de la región y con los activos agrarios y otras variables económicas según el cual nuestra región se posiciona a la cola de las ocho comunidades anteriores e incluso por debajo de otras con bastante menos superficie de regadío.

Según datos del Ministerio de Agricultura(6) la superficie regada en Extremadura pasó de 205.008 Has en 2005 a 267.423 en 2016. Un aumento del 30,45% en once años. En la actualidad hay nuevos regadíos proyectados en nuestra región.

Una vez resumidos ochenta y cinco años de historia en unas decenas de líneas paso a actualizar y circunscribir a Extremadura los datos del párrafo inicial.

En ese sentido el pasado 5 de julio de 2017 el Instituto Nacional de Estadística publicaba los datos de la Encuesta(7) sobre el uso del agua en el sector agrario del año 2015. En ella se recoge que el volumen de agua de riego utilizado en el sector agrario disminuyó un 1,2% en 2015 respecto al año anterior a nivel estatal. También señala que el regadío acapara el 84’3% del agua de España (83,2% en el caso del Guadiana y 68,9% en el caso del Tajo(8)) mientras que el abastecimiento a la población y el consumo industrial ocupan el 15’7% restante. Concreta que de cada diez litros de agua que se van para el regadío sólo vuelve uno al río. En cuanto a Extremadura, sin embargo, vemos cómo nuestra comunidad está entre las tres que más aumentaron el consumo de agua de riego en el año 2015, un 1,6% respecto al año anterior.

índice

Por otro lado vemos además que según Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG)9 la cuenca extremeña tiene a 4 de septiembre de 2017 un 12,4% menos de agua embalsada respecto a la misma fecha del año anterior, pasando del 57,9% el año pasado al 45,5% en la actualidad, es decir, 988,4 hm3 menos o lo que es lo mismo, casi un billón (con b) de litros menos de agua.

índice

Respecto a la cuenca extremeña del río Tajo, según el último boletín emitido(10) por la Confederación Hidrográfica que lo gestiona, los embalses se encuentran a fecha de 4 de septiembre de 2017 con un 14,39% menos que la misma fecha de 2016. La diferencia llega a los 910,371 hectómetros cúbicos. Más de novecientos mil millones de litros se han perdido en un año.

Así las cosas, aún me quedaba un dato por contrastar. Recurrí a la Memoria Anual 2016 sobre la situación socioeconómica de la comunidad autónoma de Extremadura(11) que elabora cada año el CES (Consejo Económico y Social de Extremadura) y que fue presentada el pasado mes de julio de 2017. En ella se afirma que el VAB -valor agregado bruto- a precios básicos del sector primario extremeño es un 0,62% inferior a 2015. Si tomamos los datos en términos de volumen o reales la reducción del VAB es del 1,6% respecto al año anterior.

Revisados los diferentes documentos oficiales que he ido citando se confirman las tesis iniciales, y es que al mismo tiempo que nuestra región aumenta el consumo de agua para regadío disminuye la riqueza que genera el propio sector agrario.

Más allá de promesas electorales, pagos futuros, producciones virtuales y beneficios etéreos urge la necesidad, en un contexto de cambio climático que ha venido para quedarse, de hacer una reflexión profunda sobre el futuro de nuestra tierra.

Que nuestro mapa de cultivos es insostenible es una realidad cada vez más aceptada en todos los sectores agrarios. Se abre, por tanto, una nueva etapa de reestructuración de cultivos y/o apuesta por otras variedades más adaptadas a las nuevas condiciones hídricas. Es una oportunidad histórica para apostar por un modelo de agricultura más sostenible, que premie la calidad frente a la cantidad, que fomente la diversificación de cultivos y frene el acelerado proceso de reducción de biodiversidad cultivada, que genere empleo y alimente a la población… una agricultura para los agricultores y agricultoras.

Una agricultura -y ganadería- que nos permita vivir y trabajar dignamente en nuestra tierra tanto a nosotros/as como a las generaciones futuras.

Bibliografía utilizada

1.- Estudio “Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento.” de Carles Soler y Fernando Fernández y coordinado por la Fundación Mundubat y Revista Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas.

2.- La Reforma Agraria en Badajoz durante la IIª República. Francisca Rosique Navarro.

3.- Extremadura Saqueada. Recursos naturales y autonomía regional. Equipo dirigido por J.M. Naredo, M. Gaviria y J. Serna.

4.- “Vivir donde quieras: del PER a la Renta Básica en el medio rural de Extremadura.” VVAA.

https://ia601307.us.archive.org/4/items/ESTUDIEXTREMADURA/ESTUDI%20EXTREMADURA_backup.pdf

5.- El regadío en Extremadura. Artemio Baigorri.

https://www.eweb.unex.es/eweb/sociolog/inforegadio%202.pdf

6.- Encuesta sobre Superficies y Rendimientos de Cultivos en España (ESYRCE) 2016. Informe sobre regadíos en España. Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

http://www.mapama.gob.es/es/estadistica/temas/novedades/regadios2016_tcm7-460767.pdf

7.- Encuesta sobre el uso del agua en el sector agrario del año 2015. http://www.ine.es/prensa/euasa_2015.pdf

8.- “Análisis crítico de la modernización de regadíos. Pensando el futuro ¿cómo será el nuevo paradigma?” Joan Corominas Masip y Rafael Cuevas Navas.

http://www.publicacionescajamar.es/pdf/series-tematicas/economia/efectos-de-la-modernizacion-de-regadios.pdf

9.- Parte semanal de Embalses. Confederación Hidrográfica del Guadiana.

http://www.chguadiana.es/corps/chguadiana/data/resources/file/embalses/parte_semanal_embalses.pdf

10.- Parte semanal de Embalses. Confederación Hidrográfica del Tajo.

http://www.chtajo.es/LaCuenca/AguaEmbalsada/Paginas/default.aspx

11.- Memoria Anual 2016. Situación socioeconómica de la Comunidad Autónoma de Extremadura. Consejo Económico y Social de Extremadura (CES). http://www.juntaex.es/filescms/cesextremadura/uploaded_files/informes_socioeconomicos/Resumen_Ejecutivo_CES_2016.pdf

Artículo publicado en:

El futuro de la seguridad social y las políticas de empleo de la unión europea. Mollina. Málaga

El pasado 3 de junio participé en el foro “EL FUTURO DE LA SEGURIDAD SOCIAL Y LAS POLÍTICAS DE EMPLEO DE LA UNIÓN EUROPEA” celebrado en Mollina (Málaga) y organizado por el grupo parlamentario de la Izquierda Europea.

Una jornada muy interesante en torno a los Convenios Colectivos del Campo y las condiciones de trabajo y de vida de quienes trabajan la tierra.

Intenté dar una visión global de lo que es la realidad extremeña. Lo escaso del tiempo no me permitió profundizar en la multidud de aristas que tiene un sector como el agrario. Dí unas pinceladas sobre el trabajo de jornaleros y jornaleras extremeñas, el “desaparecido” convenio del campo, los problemas de acceso a la tierra, el destajo, el “PER” y tantos y tantos problemas agrarios que tiene nuestra rica y bella Extremadura.

Sólo la identificación de los problemas, su denuncia pública y la búsqueda colectiva de soluciones nos permitirá avanzar en la recuperación de derechos y dignidad de quien trabaja la tierra.

Fruto de encuentros como este y otros similares entre organizaciones políticas, agrarias, sindicales, movimientos agrarios etc se están gestando iniciativas a diferentes niveles que iremos presentando próximamente y que van encaminadas a poner el sector agrario y el medio rural en el lugar donde merecen.

Infinitas gracias a todas las personas que nos llaman, nos escriben, se acercan a vernos… porque la sabiduría acumulada durante siglos en nuestros pueblos riega este proyecto colectivo y abona nuestras ganas de seguir trabajando duro por un futuro digno para Extremadura.

Aquí pueden ver mi intervención íntegra:

El resto de participantes fueron:
-Teresa Rodríguez. Secretaria General de PODEMOS Andalucía y portavoz en el Parlamento Andaluz.
-Estefanía Torres. Eurodiputada de PODEMOS. Comisión de Agricultura y Desarrollo Rural y Comisión de Pesca.
-Margarita Arenas Viruez. Profesora de Derecho Laboral de la Universidad Pablo Olavide.
-Alberto Montero. Profesor de Economía Aplicada de la Universidad de Málaga y presidente de la Comisión de Empleo en la XI Legislatura.
-Mari Carmen García Bueno. Diputada de PODEMOS en el Parlamento Andaluz.
-Juan Antonio García. COAG Málaga.
-Rosario Guerrero. CERES Sevilla.
-Alejandro Serrato. Miembro del SOC – SAT Málaga y candidato
de PODEMOS al Congreso.
-Andrés González. CC. OO. Federación Agroalimentaria.
-FITAG – UGT Andalucía.
-Asociación Comisión Católica Española de Migración (ACCEM).

Aquí pueden ver todas las intervenciones de esta interesantísima jornada:

https://www.youtube.com/playlist?list=PLzz2flCaFuI_MgtaFz9-n9WXZBgLRLRga

cj0cyeaukaaqi2n-jpg-large

13305021_805687056235198_6482394741468955127_o13350505_805686982901872_2641963127126766805_o13316998_805687029568534_2319996590011207697_o

 

Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento.

Hace cuatro siglos nuestro paisano Pedro de Valencia (Zafra, 17/11/1555 – Madrid, 10/04/1620) advertía sobre la realidad extremeña de la siguiente forma: “…y es así que esta desigualdad de la posesión de la tierra, con que unos tienen dehesas larguísimas, y otros o casi todos no alcanzan ni un palmo ni un terrón, es la cosa más perniciosa a la comunidad y la que más provincias ha destruido y destruirá de todas cuantas han advertido los legisladores y los que han tratado de gobierno político…

Otro de nuestros paisanos más ilustres, Víctor Chamorro (Monroy, Cáceres, 1939) decía en el mismo sentido: “esta tierra sin tierra, estrecha para el jornalero y ancha para los animales de vista baja; gueto para tantas generaciones sin voz que nacieron como aperos de labranza inservibles por falta de surcos“. Añadía: “la pobreza no es vergüenza social si se transforma en dignidad yuntera“.

Esa dignidad de quienes trabajan la tierra se encarnó el 25 de marzo de 1936, día en el que unos ochenta mil extremeños decidieron tomar las riendas de sus vidas.

El próximo día 30 de septiembre se presenta en Mérida el libro “Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento” a cargo de su autor, Fernando Fernández. El libro da un tratamiento especial a la cuestión de la tierra en Extremadura.

Concentración y acaparamiento de tierra. Un tema enraizado en las entrañas de la historia del pueblo extremeño. A partir de ahí se podría explicar desde la aparición de pueblos a la desaparición de otros, la diáspora extremeña, modelo de agricultura, rentabilidad agraria, tipo de economía, nivel de empleo, tasa de alfabetización, renta per cápita…

En el libro se afirma, sin ningún género de dudas que: “analizando los datos de Extremadura, nos encontramos con el territorio con mayor presencia de latifundios y con una distribución más injusta de las tierras. Los datos que se deben destacar son:”… deberán asistir a la presentación en sesión de mañana o tarde para conocer esos datos.

 

photo37734384823020476

HORARIO DE MAÑANA

Conferencia: “Estructura de la propiedad de la tierra en Extremadura”

Presentación del libro: “Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento” a cargo de su autor Fernando Fernández.

HORA: 13:00 horas

DÍA: VIERNES 30 SEPTIEMBRE

LUGAR: SALA DE LA AUTONOMÍA. ASAMBLEA DE EXTREMADURA. C/ SAN JUAN DE DIOS. MÉRIDA

__________________________________________________

photo37734384823020475

HORARIO DE TARDE

Conferencia: “Estructura de la propiedad de la tierra en Extremadura

Presentación del libro: “Estructura de la propiedad de la tierra en España. Concentración y acaparamiento” a cargo de su autor Fernando Fernández.

HORA: 20:00 horas

DÍA: VIERNES 30 SEPTIEMBRE

LUGAR: CENTRO CÍVICO. CALLE MÉRIDA, 17. ALMENDRALEJO.

________________________________________________________

 

La P.A.C. de PP y PSOE está acabando con el campo extremeño.

Lo hemos denunciado en repetidas ocasiones tanto en sede parlamentaria como allí donde requerían nuestra presencia. La P.A.C. (Política Agrícola Común) que defienden el Partido Popular y el PSOE ataca gravemente a los pequeños agricultores/as y ganaderos/as. Ahora los datos lo están confirmando.

Diapositiva2

Diapositiva1

En el año 2015 se eliminaron a los perceptores de 100 euros o menos, en 2016 tampoco la cobrarán los beneficiarios de menos de 200 euros y en 2017 se eliminará a los perceptores de menos de 300 euros. Esto hará que de los más de 30.000 pequeños agricultores que recibían la PAC hace dos años actualmente sean apenas 19.000 quienes que la cobren este 2016. Esto se verá agravado el año que viene con la eliminación de los que cobren 300 euros o menos. El recorte, como siempre por desgracia, se hace a los de abajo.

Este vídeo de hace más de dos meses es una muestra más de nuestro trabajo para que la Junta de Extremadura plantee las alternativas que les proponemos en defensa de la renta agraria de las pequeñas producciones.

https://www.facebook.com/plugins/video.php?href=https%3A%2F%2Fwww.facebook.com%2FEugenioRomeroBorrallo%2Fvideos%2F853300034807233%2F&show_text=0&width=560

Nosotros/as tenemos muy claro qué modelo agrario queremos para Extremadura que es el de los pequeños agricultores/as y ganaderos/as, el que crea empleo, fija la población, produce alimentos de calidad y es sostenible en el tiempo. La Junta de Extremadura tiene muy claro que ese no es su modelo.

Habrá a quién la noticia del diario HOY les haya sorprendido, pero a nosotros/as no. Lo que nos sorprende es que los jornaleros y jornaleras y los pequeños/as productores/as sigan votando a quien les empobrece año tras año.

Seguiremos peleando duro para mejorar la vida de quien trabaja la tierra.

Ver en Facebook: 

https://www.facebook.com/EugenioRomeroBorrallo/videos/853300034807233/

Del toro manso me libre dios que del toro bravo me libro yo.

Llegaba el PSOE al gobierno extremeño vestido con piel de cordero, enarbolando la bandera de la transparencia, el diálogo y la participación ciudadana.

Pronto pudimos comprobar cómo, creyendo que seguía con las mayorías absolutistas de otros tiempos, presentaba unos presupuestos regionales sin previo diálogo con el resto de fuerzas parlamentarias, cuyo voto necesitaba para aprobarlos.

Siguió con los vetos en Consejo de Gobierno a las leyes que les planteamos desde PODEMOS Extremadura y continuó con la presentación de Proyectos de Ley por procedimientos de urgencia sin debate previo ni participación de la población extremeña. De nuevo nuestra intervención les hizo dar marcha atrás e incluir la opinión de los sectores implicados en toda tramitación previa a la aprobación de cada ley.

Todo un rosario de ejemplos -no me voy a parar a mencionar los incumplimientos sistemáticos de las medidas firmadas ante notario- de cómo el partido que se autodenomina socialista y obrero ha ido sufriendo una metamorfosis respecto a su entrada en el gobierno y acercándose a las tesis y formas del Partido Popular.

La más reciente -que no será la última que veamos- es lo ocurrido con el proyecto de Decreto por el que se regulan los documentos de acompañamiento de productos agrícolas y requisitos durante su transporte, cuya tramitación es sustancialmente mejorable tanto en el fondo como en la forma.

Los abanderados de la participación ciudadana dicen haber contado con la colaboración de las organizaciones profesionales agrarias, cooperativas agroalimentarias y la FEMPEX. Resulta curioso que no se les haya dado la palabra entre otros colectivos ni a asociaciones de parados/as ni a las personas que recurren al rebusco ni a representantes de los puestos de recepción de productos agrícolas, etc. Curiosa forma de participación ciudadana.

Para una cuestión tan sensible como esta y que afecta a tantas personas y tantos sectores en nuestra tierra se publica el periodo de alegaciones un 17 de agosto, con estivalidad y alevosía, como la funesta reforma del artículo 135 de la Constitución del gobierno de Rodríguez Zapatero. El periodo además se limita a siete días hábiles, por lo que las asociaciones y toda persona a las que no se les ha informado de este tema deben volar para presentarlas en tiempo y forma.

El proyecto de decreto obliga a llevar consigo hasta una docena de requisitos a toda persona que transporte más de 25 kgs de productos agrarios durante la campaña agrícola, es decir, “a lo largo de todo el año, salvo las aceitunas, cuya campaña agrícola se considerará finalizada el 1 de marzo, incluido este último día, y las uvas, cuya campaña agrícola se considerará finalizada el 15 de octubre, incluido este último día, salvo que dichas fechas resulten modificadas para una campaña agrícola determinada en aplicación de la disposición adicional única.

Datos tan inverosímiles como:

– Nombre y apellidos o razón social, N.I.F., domicilio o sede social y teléfono de la persona titular de la explotación agrícola de origen de los productos agrícolas, y también dichos datos del cosechero o cosechera, cuando se trate de uvas.

– Unidad de producción de origen de los productos agrícolas identificada por su referencia SIGPAC (municipio, polígono, parcela, recinto).

– Número de inscripción en el Registro General de la Producción Agrícola, y en su caso, número de identificación de la inscripción de la explotación y del cosechero en el Registro Vitícola.

-Copia del modelo normalizado de la última solicitud única de la PAC y actualización del registro de explotaciones presentado por la persona titular de la explotación agrícola de origen o por el cosechero o cosechera.

Así hasta doce requisitos que tendrán que llevar encima las personas que practiquen el rebusco, agricultores y agricultoras que cojan unas cajas o sacos de patatas, melones, tomates, etc; cualquier persona a la que le regalen productos agrícolas por encima de ese peso; personas con el encargo del dueño/a de traerle unos kilos de algún producto. A esto se le añade que cuando un/a agricultor/a salga de casa portando los requisitos sobre una finca no podrá desplazarse a otra si no tiene los papeles consigo. Cabe preguntarse también qué harán aquellas personas que no solicitan la PAC o han sido expulsadas de ese injusto sistema por recibir menos de 200 € de estas ayudas.

Una serie de medidas que choca con la propuesta de Flexibilización del Paquete Higiénico Sanitario que se aprobó hace unos meses en la Asamblea de Extremadura a propuesta de PODEMOS para facilitar la actividad de pequeñas producciones y producciones tradicionales. Un proyecto de decreto que perjudica por tanto al sustento de muchas familias en nuestra región.

Medalla de oro en burocracia con unas medidas que no acaban con los robos en el campo como dicen pretender, sino que supondrá una innumerable cantidad de problemas a agricultores/as a quienes se les limita su capacidad de movimiento, a la infinidad de personas que recurren al rebusco como última opción para llevar unos euros a casa, para el autoconsumo, para la alimentación animal, etc. Hay que recordar que el rebusco es una actividad legal recogida en la disposición final decimoquinta de la Ley Agraria de Extremadura como un “derecho consuetudinario“. Incluso el PSOE se presentó a las elecciones regionales de 2015 defendiendo en su programa electoral la “protección de prácticas agrarias tradicionales como el rebusco“.

Pretendían que llegáramos de vuelta de las vacaciones con todo el pastel cocinado, pero gracias a particulares y diferentes asociaciones que han dado la voz de alarma aún estamos a tiempo de hacer recapacitar a la Junta de Extremadura para que inicie un verdadero proceso de transparencia, diálogo y participación de todos los sectores implicados para proponer alternativas a las propuestas en este proyecto de decreto.

Del toro manso me libre dios que del toro bravo me libro yo.

cajahuerta

psoe

Ver en Facebook:

https://www.facebook.com/EugenioRomeroBorrallo/posts/850337905103446

Muere Edward Malefakis.

El pasado martes 22 de agosto, moría Edward Malefakis, uno de los más reconocidos historiadores sobre la Segunda República española y estudioso de la cuestión agraria.
Aprovecho esta noticia para rescatar su libro “Reforma agraria y revolución campesina en la España del siglo XX”, obra de cabecera de toda persona que intenta acercarse a la raíz de los problemas agrarios de nuestro país. Todo estudio o publicación que se precie sobre la problemática agraria y sus consecuencias durante la primera mitad del pasado siglo citan irremediablemente esta obra de Malefakis.
En este libro se trata, como no podía ser de otra forma, la cuestión agraria extremeña. Malefakis, como Yagüe -por diferentes motivos-, sabía del potencial del campesinado extremeño. Las consecuencias de lo que describe este libro las sigue sufriendo Extremadura.
No he encontrado un enlace para descargar el libro de forma gratuita. Os lo compartiré si lo encuentro.
Tenemos la obligación moral y la responsabilidad de estudiar la historia de nuestra tierra y compartirla para que llegue a todos los rincones de ciudades y pueblos. Los recortadores de derechos y libertades pagan ingentes cantidades de dinero para que se construya una narración histórica paralela a la real. Debemos dar lo mejor de nosotros/as mismos/as para rescatar lo que no se cuenta sobre nuestro país en los libros de texto. Debemos dar la batalla cultural porque “la Historia es nuestra y la hacen los pueblos”.
Apuntes del ayer para comprender el hoy y construir el mañana.
malefakismalefakis libro
Ver en Facebook:

La dehesa.

Una de las mayores joyas de nuestro territorio es la dehesa. El pasado lunes El País publicaba un interesante artículo titulado “La falta de rentabilidad acelera el abandono de las dehesas

En este artículo se recogen varias patas de la silla en la que se sostienen algunos de los problemas que acucian a este ecosistema de riqueza ambiental incomparable que además contribuye a fijar población al medio rural.

Se recogen testimonios que vienen a aportar causas y consecuencias de los peligros que se ciernen sobre la dehesa: abandono, falta de rentabilidad, la seca, producción intensiva, envejecimiento y falta de reposición de ejemplares, abandono del pastoreo, tuberculosis bovina, aumento de los costes de producción ganadera, desidia de las administraciones, aplicación perjudicial de la PAC y el Coeficiente de Admisibilidad de Pastos, falta de relevo generacional, etc.

Todo ello no deja de ser cierto, son factores que influyen negativamente en el manejo y sostenibilidad de la dehesa aunque no menciona, por ejemplo, el problema derivado de la inclusión del sector corchero en la normativa de la construcción dando lugar a una gran preocupación en todo el gremio. Pero en lo que no profundiza ni cuestiona este artículo es en el por qué de los precios de la gran variedad de materias primas que se obtienen de la dehesa, es decir, las leyes del mercado y sus consecuencias nefastas para nuestra tierra. Me centraré en una de ellas. El corcho.

Después de hablar con diferentes profesionales del sector intentaré aterrizar el artículo a la realidad extremeña para que la silla no quede coja.

En Extremadura tenemos, redondeando, un millón cuatrocientas mil hectáreas de superficie adehesada, una tercera parte del total de nuestro país. La compra-venta del corcho que se extrae de ella es -según sus testimonios- monopolizada por dos grandes empresas, en primer lugar el gigante Amorim Forestal, de capital portugués, con un volumen de negocio de 605 millones de euros anuales , y en segundo lugar Diam, de capital francés. Ambas han ido acaparando progresivamente en los últimos años el mercado del corcho extremeño pactando los precios -según las personas consultadas- tanto en origen como en producto final y haciéndolos inasumibles para las pequeñas empresas corcheras extremeñas.

Les preocupa que se haya monopolizado el mercado del corcho delgado a través de un conglomerado de empresas pertenecientes a la firma Amorim. Lo mismo ocurre con el conocido como “tapón técnico” que se fabrica con los recortes/desperdicios del corcho. Tienen patentado ese tipo de tapón por lo que controlan todo su mercado y al obtenerse de restos de corcho de bajo precio obtienen una rentabilidad muy alta.

Aún no controlan el 100% del corcho de buena calidad por lo que es la única parte a la que pueden aspirar las empresas extremeñas aunque las posibilidades se van estrechando año tras año porque no pueden competir con los amplios márgenes de beneficio con los que cuentan las dos grandes empresas.

Se preguntan cuántas pequeñas empresas corcheras extremeñas habrán cerrado en los últimos quince años. ¿Qué hace para evitarlo el gobierno central? ¿Qué hace la Junta de Extremadura?. Les preocupa que si no se hace nada dentro de muy poco controlen el 100% del sector y entonces tendrán vía libre para dejar los precios de compra al mínimo y anular así la ya estrecha rentabilidad de los productores. En este sentido, como siempre, los pequeños productores son los que más notan las consecuencias de la monopolización del sector. De esta forma el futuro y los jornales de sacadores, podadores etc se verían muy afectados. ¿Qué futuro les espera a las comarcas corcheras extremeñas?

Añaden también que mientras los pequeños propietarios se esfuerzan en mantener sus fincas en buen estado, cada vez les cuesta más esfuerzo sacar la corcha en fincas -sobre todo las de mayor tamaño- en las que los alcornoques no han tenido un buen manejo o están semiabandonados.

Lo que el artículo no menciona, en definitiva, es que el desarrollo de oligopolios presentes no sólo en este sector sino en otras producciones estratégicas, está minando el futuro de un sector asociado a un sistema representativo de gran parte de nuestra región y considerado por la UE como de alto valor ecológico.

Es conocido que la Junta de Extremadura ha concedido jugosas subvenciones públicas a estos gigantes del corcho y sin embargo ahora gran parte de la producción de corcho extremeño “descansa” en Setúbal. El gobierno extremeño debe ponerse manos a la obra de una vez por todas para evitar que nuestra tierra siga siendo un mera productora de materias primas donde apenas se controlen las fases de transformación y comercialización. Debe apostar de forma clara y contundente por fortalecer las pequeñas producciones y las diferentes alternativas de asociación de pequeños productores que están surgiendo en las diferentes comarcas corcheras porque eso es apostar por el empleo, la fijación de la población y la lucha contra la despoblación. Eso es apostar por los productos extremeños. Eso es apostar por un economía verde.

Eso es apostar por Extremadura.

 photo2202399556086881

corcho

Ver en Facebook: https://www.facebook.com/EugenioRomeroBorrallo/posts/846406675496569